domingo, 10 de junio de 2012

naufragio


renegué de ti
ácidas espinas
las palabras
mordieron mi silencio

perdida la memoria
náufragos salados
de esperanza
el mar es su cintura


Imagen tomada de la red.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Aún me pregunto por qué abandonas este sitio manolo, traes al poeta en la sangre aunque escribas (y bien), de otras cosas.
R

josé manuel ortiz soto dijo...

R, no es que lo abandone, más bien está en receso; hay temporadas que las musas dictan escribir de otras cosas. Pero hablaré seriamente con ellas para que sean más equitativas.
Va un abrazo.